LA VOZ DEL HULP

Inicio » Editorial » Rosa Parks a la Marea Blanca de AFEM: “Mañana tenéis una cita con la madurez”

Rosa Parks a la Marea Blanca de AFEM: “Mañana tenéis una cita con la madurez”

200px-Rosa_Parks_Booking

 

Queridos defensores de la Sanidad Pública:

.

Dado que mi apreciado Javier está en fase política avanzada-terminal y como creo que se merece un respeto (como todo ser humano), voy a dejar de escribirle un tiempito. Bueno, ya iremos viendo, porque ya sabéis que es muy obstinado y que aún puede dar algún que otro coletazo.

.

Hoy os escribo porque estoy muy preocupada por vosotros. Será ese rol de cuidadora que se me ha pegado de vosotros después de tantos meses de intensa convivencia. Mirad, tenía que llegar. No conozco ninguna lucha por la conquista o la defensa de los derechos que no tenga una crisis intensa y profunda entre sus protagonistas. Ni siquiera en el caso de la nuestra en defensa de nuestros derechos civiles en EE.UU. El cansancio, los largos plazos, la no atención de las obligaciones familiares cotidianas, la rapidez de los acontecimientos y de la toma de decisiones, pero también la imagen mediática que fortalece al personaje en detrimento de la persona, los conflictos internos en la toma de decisiones, la enorme presión del sistema (partidos) que mandan –explícita o subrepticiamente-, la desconfianza interna por problemas de comunicación, la suspicacia y/o la sensación de traición a los pilares del movimiento y un largo etcétera son el caldo de cultivo más propicio para la crisis. La historia se repite. Aprendamos de ella.

.

Ante los conflictos, las acciones de los que detentan el poder tienen un objetivo principal: dividir. Y es un objetivo consciente para el que se utilizan estrategias muy sibilinas. Cuando no ha podido callar a la calle y sus organizaciones, intenta dividirlas para que su voz esté partida y genere confusión. Divide y vencerás. Repasemos las tres estrategias habituales que utiliza el sistema y que, al final, acaban apareciendo en todas las hemerotecas:

1º Se acercan privadamente a determinadas personas de la organización para hablarles de las responsabilidades y consiguientes consecuencias catastróficas que se darán de continuar la batalla como hasta ahora. A mí me buscaron y me decían: “Rosa, usted ha sido una mujer de convicciones y por ello con un alto sentido de la responsabilidad. Si siguen con sus movilizaciones se producirá una fuerte fractura social, un enfrentamiento violento entre blancos y negros, habrá mucho sufrimiento y posiblemente muertes, algo que nadie deseamos. ¿Por qué no mantener la convivencia pacífica de tantos años?”. Querían que validara la paz de los cementerios, con el impulso culpabilizador. Explicitando mi responsabilidad ante las consecuencias del conflicto, querían comprar mi silencio.

.

2ª En la misma línea, la alusión a la prudencia, para evitar la transparencia en los procesos. Era una manera de provocar distancia entre los líderes de la organización y sus bases. Al reverendo King, cuando un sector de la organización le presionó para aceptar acuerdos menos exigentes a cambio de la excarcelación de parte de muchos compañeros, ese mismo sector le pidió prudencia y que lo decidiera sin llevarlo a debate, dado su liderazgo. Afortunadamente, el Reverendo llevó la decisión a la comunidad e impidió la ruptura de la organización. Los poderosos querían jugar con el “ego” de Martin Luther King. En el fondo su mensaje era: “Tú sí que tienes categoría para discernir y decidir. El resto no tiene criterio para saber lo que opinar sobre algo tan importante”… Vosotros lo conocéis muy bien. El “despotismo ilustrado”, muy similar al paternalismo de la relación clínica. La infantilización de los compañeros, sujetos que se la estaban jugando, hubiera supuesto mucho mucho dolor.

.

3ª Por último, el gran argumento del sistema: no estáis haciendo una reivindicación social, sobre derechos humanos… sino que estáis haciendo política. Nos acusaban de utilizar el tópico de la segregación racial (en vuestro caso de la defensa de la Sanidad Pública) para minar el sistema y derrocar a determinados políticos. Nuestra reflexión nos llevó a una conclusión muy clara. Político es el sujeto de la “polis”, de la ciudad. Hacer trabajo político es hacer trabajo ciudadano y, además, los creadores o mantenedores de un sistema segregacionista (o de la privatización de la sanidad en vuestro caso), son personas y organizaciones concretas, responsables de sus actos y también de parte de nuestro dolor. No queríamos mirar para otro lado, con otros intereses. Si son responsables de sus aciertos también lo son de sus fracasos y los políticos no pueden responden únicamente frente a sus ciudadanos en momento electoral. ¡Si ejercer la ciudadanía es hacer política, bendita sea la política!

.

Veo con preocupación el momento delicado que vive vuestra querida Marea Blanca. Por un lado la satisfacción de los últimos fallos judiciales y de haber hecho tanto camino juntos. Pero también la preocupación por la posible división interna que en organizaciones como AFEM se puede producir. Ellos saben que vuestra debilidad está en vuestra división.

.

Mañana, miércoles, AFEM tiene convocada una Asamblea que se prevé compleja, crítica para vosotros diría yo. Mañana se actualizará la situación del conflicto sanitario, incluyendo las últimas victorias y habrá que decidir qué camino seguir, tanto en el plano legal como en el resto de las actividades a desarrollar.

.

Es el momento de la deliberación sana y trasparente sobre los acontecimientos, los argumentos y las decisiones. La discrepancia no solo es un derecho, sino también una riqueza. Es precisamente lo que nunca ha entendido la Consejería de Sanidad, que ha preferido el ostracismo de los disonantes al diálogo abierto. La ausencia de diálogo real, en la estructura participativa y representativa cumbre de una organización, como es la Asamblea, es el inicio de muerte de la propia organización.

.

Pero lo que es más grave, no sólo se minaría la credibilidad no solo de AFEM, sino también de todo lo que significa la Marea Blanca. Hasta ahora, la sociedad ha creído en vosotros por vuestra altura de miras, vuestra transparencia y vuestra generosidad. Habéis defendido intereses generales y no particulares, ni de la profesión, ni de las asociaciones. Os ruego que disculpéis mi licencia para hablaros tan directamente de todo esto, solo legitimada por el sufrimiento que me tocó vivir por razones similares en algunos momentos de nuestra lucha y que también experimentaron muchos de mis hermanos más generosos.

.

Hoy más que nunca es necesario el diálogo interno, pero para que sea real y no sólo formal, se necesitan al menos las siguientes condiciones de procedimiento. Os trasmito algunas, que entiendo que son de mínimos, por compartirlas:

.

a) No enterréis los aspectos donde existan discrepancias mayores en la rutina de la Asamblea.

b) Si hubiere algún aspecto sobre el que existen discrepancias relevantes, debe haber un reparto equitativo del tiempo para la exposición y de debate de las distintas posturas. Se necesitan condiciones de simetría.

c) Si hubiere algún aspecto sobre el que existen discrepancias relevantes, la moderación no la puede hacer ninguna de las partes interesadas. Sería deseable un pacto previo a la Asamblea, entre las partes, del moderador o moderadores del debate.

d) El conflicto, si existiere, aunque revise el pasado, ha de vincularse a decisiones de futuro. No es un ajuste de cuentas, tiene un objetivo de desbloqueo y de mejora.

e) El conflicto no puede gestionarse desde las posiciones (“dado que soy el Presidente de… o el Responsable del seguimiento jurídico…”), sino desde los legítimos intereses y acentos, sean comunes o diferenciales.

.

Si las decisiones se cuestionan y se hace de forma pública y trasparente, la ratificación o el cambio de las mismas ha de pasar por un proceso informado. Vosotros lo sabéis muy bien por vuestro trabajo clínico. Un consentimiento que no sea informado no tiene validez ética y si además no se ha dado la posibilidad de deliberar sobre ello genera, como mínimo, muchísimo malestar.

.

El foro actual y privilegiado para deliberar es la Asamblea. No le tengáis miedo. Es la oportunidad de todos. Para ir “todos a una” –algo deseable, una vez llegado a acuerdos-, necesitáis previamente escucharos y a fondo. Es una cuestión de democracia y de deliberación en condiciones de simetría moral. Precisamente lo que nunca Lasquetty ha querido ejercer ni reconocer.

.

El domingo, a las 12h, me encantará veros a todos en Neptuno, camino de Sol. Para seguir expresando que es mucho más lo que nos une que lo que nos separa y para seguir defendiendo una sanidad pública, de calidad, eficiente y para todos. No lo dudéis, es una cuestión de democracia.

.

Y un último apunte. Cuando termines de leer esta carta es muy posible que te digas algo así como “¡Qué bien le vendría a fulanito leer este texto y aplicarse sus reflexiones!”. Pues bien, si esto es así, te recomiendo que empieces a aplicártelo a ti mismo. Una buena preparación para el diálogo es la autocrítica.

.

Salud, hermanos.

.

Todo el ánimo,

Rosa Parks

Anuncios

9 comentarios

  1. Talasbolas dice:

    Como siempre, la perspectiva y la madurez le da a nuestra querida Rosa la palabra precisa para el momento adecuado.¡Te queremos Rosa!

  2. federico dice:

    Magnifica tu carta. Solo la transparencia y el dialogo consiguen convencer.

  3. Mastalasbolasquetú dice:

    Rosa hoy no te aplaudo. Un párrafo más de condiciones y propones juicio público con apedreamiento. Estas posicionada y no está bien.
    Lo siento pero hoy NO ESTAS ACERTADA.

    • MEDICO DE GUARDIA dice:

      Rosa Parks ha estado siempre posicionada, en el lado de la sensatez y defendiendo los valores sociales y democráticos. ¿No es así?

    • Talasbolas dice:

      Mi querido pariente, parece que proponer condiciones de equidad en la oportunidad de hablar y de defender las diferentes opiniones te parecen condiciones intolerables casi como un juicio con apedreamiento. Vaya, vaya! . Curiosa forma de reconvenir a Rosa. Lamento decirte que tú si estas posicionado. Y no te lo reprocho. Es tu derecho. Faltaría más. Por eso no se lo reproches tu a Rosa. ¿No te parece?

  4. R. Frutos dice:

    No puedo estar más de acuerdo con Rosa Parks. No conozco los entresijos del problema pero espero que AFEM no muera de éxito. Su muerte será sólo suya y no la de la Marea Blanca por mucho que hayan contribuido a crearla. Ánimo y Arriba.

  5. MEDICO DE GUARDIA dice:

    Es deseable que prevalezca la trasparencia. Es deseable que Afem no se rompa, pero no nos olvidemos, Afem no ha estado sola en este movimiento; la sensatez prevalecerá en Afem y en otros grupos y entornos que defienden la “sanidad pública”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Introduce tu e-mail para recibir en tu correo las entradas

Únete a otros 2.723 seguidores

La Voz del HULP

LaPazenlucha

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

A %d blogueros les gusta esto: