LA VOZ DEL HULP

Inicio » Testimonios » Rosa Parks » Rosa Parks al Sr. Consejero: “Vivir es aprender a decir adiós”

Rosa Parks al Sr. Consejero: “Vivir es aprender a decir adiós”

Adios

.

Querido Javier,

.

Mañana, viernes, comparecencia. Aunque podría venir a cuento decir que nunca es tarde cuando la dicha es buena, probablemente estaría pecando de optimista. ¿Por qué tanto embarazo para este parto? (llevamos 9 meses desde el comienzo del conflicto). Supongo que para presionar al Tribunal Superior de Justicia de Madrid, que dentro de pocos días tendrá que pronunciarse sobre la suspensión cautelar del proceso de privatización. Como siempre, la sensación es que te importa mucho más la opinión de los jueces (sobre todo si es contraria a la tuya) que la deliberación con los ciudadanos. Inaudito.

.

Tus voceros afirman que en este período de sesiones tú has hablado 15 veces en pleno sobre el tema y que has respondido a 10 preguntas al respecto (de las que vosotros seleccionáis, of course). Lo que no dicen es que habéis rechazado la convocatoria de un pleno extraordinario al respecto, porque el asunto ya ha sido “suficientemente debatido” en la Asamblea.

.

Del viernes, las personas de bien -y hasta es posible que otras- esperamos tu dimisión. Pregúntate en qué ha mejorado la Sanidad madrileña desde tu llegada. También si el incendio sanitario que has generado hubiera podido ser evitado. Simplemente reflexiona y plantéate si eres la persona más capacitada para identificar y acometer los cambios que la Sanidad madrileña necesita. Quizás no te des cuenta, pero en ti están presentes todos los criterios de terminalidad posibles, políticamente hablando, con un pronóstico (fíjate cómo me forman mis amigos del HULP), más que infausto. Por eso hasta se enfadan conmigo algunos pidiéndome un poco de cordura. “Rosa, estás haciendo lo que ahora se llama obstinación terapéutica. No confundas el deseo con la realidad. Javier no va a salir adelante. Nos duele, pero está desahuciado, ya no hay solución”. Me quedo perpleja, yo quiero seguir y seguir, pero ellos me dicen que tanta energía me desgasta a mí y a ti ya no te sirve para nada. Me exigen, contigo, una “limitación del esfuerzo terapéutico”. Tengo que reconocer que me frustra, porque yo aún seguiría intentándolo porque, de verdad, aún sigo creyendo en tu interés por la democracia y tu capacidad de reflotar la vida.

.

Apréndetelo, Javier, VIVIR ES APRENDER A DECIR ADIÓS. Sé que suena fatal, porque una desearía decir que “vivir es aprender a decir hola!” a la vida, a la utopía, a la justicia, a los derechos civiles, a la solidaridad, a la esperanza…El problema está en que tú nunca le dijiste “hola” a todo esto, sino únicamente a la disciplina de partido, a las órdenes de un tal Ignacio, a los intereses de las grandes corporaciones privadas, a una visión trasnochada del liberalismo, a la poltrona de la Consejería… A eso es a lo que te pedimos ahora decir adiós. Es muy triste, pero un gobernante como tú no ha sido nunca capaz de decir hola a sus ciudadanos.

.

¿Y por qué en tu caso “vivir es aprender a decir adiós”? Pues porque es la única manera de que, desde una posición de dignidad, se puede salvar tu vida pública. De verdad, Javier, si te vas, aún podrás seguir diciendo hola a valores realmente universales. Yo tuve que aprender a decir adiós al miedo, a la zona gris, a la mirada pequeña del “sálvese quien pueda” y de esta manera pude abrirme a la energía de lo colectivo, al camino común, a la alegría compartida, a conjugar los verbos más allá de la primera persona del singular.

.

Quiero creer que no eres consciente de la confusión, por no decir engaño, que estás llegando a generar. ¿Cuáles serán la misión, visión y valores de los gestores externos de dinero público tengan que decidir sobre las prioridades en la utilización de los recursos? ¿Por qué no les explicas que cuando se cambia de gestión, de pública a privada, se cambia la misión, la visión y los valores de la institución?

.

Cuando el próximo gerente del Hospital Infanta Leonor de Vallecas se pregunte ¿cuál es la razón de ser de mi organización -es decir, la misión de la misma-?, ¿a qué organización se refiere, a ese hospital de utilización y financiación pública o a una empresa privada con ánimo de lucro denominada Ribera Salud, que es quien le elige y quien le paga? Y cuando a un enfermero cualquiera de tarde de ese hospital se le pregunte, ¿cuáles son los valores corporativos de tu institución -es decir, en qué creemos y cómo somos-? ¿En qué tiene que centrar su respuesta, en el hospital público de utilización pública o en los valores de Ribera Salud, empresa cuyo objetivo es la búsqueda última de su propio beneficio económico?

..

Llevo unos días hablando con Avedis Donabedian, una de las figuras más prominentes en la reflexión sobre la calidad en las empresas sanitarias, en las últimas décadas. Una auténtica eminencia (te lo digo porque, al igual que la mía, tu escasa experiencia en el ámbito sanitario me hace sospechar que quizás no le conozcas). Me ha dicho que “la conciencia y el diseño sobre los sistemas son importantes para los profesionales de la salud, pero no son suficientes. Ello tan solo permite mecanismos. Lo que es esencial para el sistema es la dimensión ética de los individuos”. Y obviamente, ya te lo he dicho alguna vez, no se puede servir a dos señores.

.

Me voy de vacaciones, Javier. Y muy desengañada. Pero también mis valores me piden no abandonar a un enfermo terminal, por mucha negación que esté haciendo de su situación pronóstica. Dejo a mis compañeros del HULP pendientes. Y yo seguiré atenta, con las antenas puestas, vigilándote, no vaya a ser que la insensatez y la falta de miras te lleve aún a peores derroteros.

.

También tendré que decirte adiós, para vivir, pero me cuesta. No solo por tu fragilidad e inconsistencia, que es mucha, sino también por el mal que puedes seguir haciendo, por lo que tampoco puedo mirar para otro lado.

.

Reflexiona, Javier y dimite, date ese permiso, danos esa alegría. Hazme caso, te permitirá rencontrarte con la auténtica condición humana.

.

Seguiré siendo tu sombra. Si no cometes muchos errores, nos vemos en septiembre. Con todo el cariño,

.

Tu Rosa

Anuncios

2 comentarios

  1. Paz dice:

    Impecable, como siempre Rosa Parks ¡Buenas vacaciones!

  2. jenaro albarrán dice:

    Esta Rosa es de buen rosal.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Introduce tu e-mail para recibir en tu correo las entradas

Únete a otros 2.726 seguidores

La Voz del HULP

LaPazenlucha

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

A %d blogueros les gusta esto: